Estimulación Magnética Transcraneal

La estimulación magnética transcraneal (TMS por sus siglas en Ingles) puede ser de gran ayuda en ciertas enfermedades mentales. Se ha utilizado eficazmente para el tratamiento de la depresión, el trastorno obsesivo compulsivo (TOC), la ansiedad y otras enfermedades neurológicas. La TMS es una opción de tratamiento seguro para las enfermedades mentales, ya que es un procedimiento no invasivo en el que se aplica un campo magnético a una sección específica del cerebro, el cual induce pequeñas pulsaciones de corriente eléctrica a través del cuero cabelludo. El campo magnético se aplica mediante una bobina electromagnética que se coloca en una ubicación precisa del pericráneo. Este tratamiento no requiere sedación, es casi indoloro, no invasivo y está aprobado por la FDA.

El Dr. Adonis, un neurocirujano cualificado con años de experiencia en la medicina funcional, en conjunto con equipo de especialistas, ofrece un plan de tratamiento que se adapta a las necesidades del paciente para obtener mejores resultados y reducir los efectos secundarios. Para una consulta, por favor haga una cita con nuestra clínica hoy mismo.

Aprenda Mas Sobre la Estimulación Magnética Transcraneal

La salud mental es tan indispensable como la salud física. La capacidad de vivir su propia vida, tomar decisiones, adaptarse y reaccionar de la manera que desee es señal de una buena salud mental. Sin embargo, a veces, se puede experimentar un período de poca salud mental que afecta negativamente la capacidad de pensar, razonar y adaptarse a una situación determinada. Las enfermedades mentales son de diferentes tipos, tales como la ansiedad, la depresión, la esquizofrenia o el trastorno bipolar. Más del 50% de las personas en los Estados Unidos han experimentado enfermedades mentales en algún momento de su vida. Aproximadamente 1 de cada 25 estadounidenses tiene una enfermedad mental grave como la esquizofrenia, la depresión mayor o el trastorno bipolar. 

Existen múltiples factores que pueden aumentar el riesgo de desarrollar un desorden mental. Entre dichos factores se incluyen: experimentar eventos traumáticos como el abuso sexual, traumas, o presenciar escenas violentas; el uso de alcohol y otras drogas recreativas; e incluso, factores biológicos como los genes.

La Terapia de TMS

Existen dos tipos de terapias de TMS – La estimulación magnética transcraneal repetitiva (rTMS) y la estimulación magnética transcraneal profunda (dTMS), de las cuales la rTMS se ha utilizado durante más de 20 años. En el procedimiento TMS, un electroimán del tamaño de una mano actúa sobre pequeñas áreas del cerebro (de 2 a 3 cm de ancho) lanzando impulsos magnéticos de baja intensidad para estimular las células nerviosas en la sección escogida del cerebro. La sesión dura aproximadamente 40 minutos y se realiza como un procedimiento ambulatorio. Los efectos secundarios son leves y varían desde un dolor de cabeza hasta molestias en el cuero cabelludo.

La dTMS, por otro lado, actúa en una región más profunda y más grande del cerebro. Durante este procedimiento, el paciente debe usar un casco acolchado que produce campos magnéticos de corta duración. La sesión dura aproximadamente 20 minutos diarios y la duración del proceso es de cuatro a seis semanas. Protocolos más nuevos permiten sesiones más cortas (“ráfagas”) de 3 minutos y menos de 20 minutos y los protocolos se pueden administrar en una semana. La dTMS también se realiza de forma ambulatoria y tiene efectos secundarios mínimos. No hay pérdida de memoria ni necesidad de anestesia.

El Dr. Adonis aplica la terapia TMS para una variedad de afecciones siquiátricas y neurológicas y ha observado los beneficios de esta terapia en muchas personas. Dependiendo en la afeccion del paciente, un Siquiatra o el Dr. Adonis evalúan al paciente y proporcionan un plan personalizado, según su trastorno y la gravedad del mismo.

Uso de TMS

Depresión

Las personas que no obtienen beneficios de las terapias tradicionales con antidepresivos pueden beneficiarse de la TMS. La TMS es el procedimiento de elección cuando las personas no pueden tolerar los efectos secundarios de los antidepresivos o estos son ineficaces. Este es un procedimiento ampliamente utilizado y tiene grandes ventajas en el tratamiento de la depresión.

La TMS se concentra en la corteza prefrontal del cerebro, la cual es responsable de regular el estado de ánimo, para inducir la actividad cerebral en esa región.

Trastorno obsesivo compulsivo (TOC)

Cuando usted tiene TOC algunas secciones de su cerebro son hiperactivas; este estado es conocido como hiperconectividad. Con el tiempo, usted puede notar que sus síntomas desaparecen por completo.

Adicción

Los síntomas de la adicción se pueden tratar con la TMS. Esta modalidad controla el estado de ánimo estimulando el cerebro y también ayuda a combatir los deseos impulsivos. Este procedimiento es especialmente beneficioso en el tratamiento de la adicción a sustancias como la cocaína y están siendo estudiado en la prevención de la adicción a narcóticos en personas que utilizan estos medicamentos para dolor crónico. 

Depresión bipolar

Los cambios de humor entre obsesión y depresión son característicos de la condición de depresión bipolar. En muchas personas, las terapias farmacológicas estándar pueden no ser efectivas. La estimulación provocada por el campo magnético ayuda a restaurar la actividad normal del cerebro. 

Trastorno de estrés postraumático (TEPT)

El TEPT reduce la calidad de vida y la capacidad de un individuo para desempeñarse normalmente. Este trastorno está presente en aproximadamente el 8% de la población, y un 5% a un 15% adicional puede experimentarlo en formas más leves. La dTMS puede ser de gran ayuda en el tratamiento del TEPT al estimular la región del cerebro relacionada con este trastorno.

Obesidad

La dTMS ayuda a reducir los antojos de alimentos e induce la pérdida de peso en personas obesas. El campo magnético se aplica en regiones específicas del cerebro para controlar la obesidad.

Migraña

Para muchas personas, la terapia con medicamentos no es una opción factible para el tratamiento de la migraña. La TMS lanza el pulso magnético a la parte posterior de la cabeza y genera corrientes leves en el cerebro. Estas corrientes interrumpen la actividad asociada con la migraña en el cerebro.

Dejar de fumar

La práctica de fumar es una de las mayores preocupaciones en el mundo desarrollado. En el proceso de dejar de fumar, durante el período de abstinencia de la nicotina, la actividad cerebral se ve afectada, lo que provoca el deseo y las recaídas, y luego el consumo continuado de nicotina. El tratamiento se dirige a la región del cerebro relacionada con la adicción, lo que ayuda a controlar la dependencia a la nicotina.

Deterioro cognitivo leve (DCL) y enfermedad de Alzheimer

El deterioro cognitivo está tomando proporciones epidémicas y afecta a personas más jóvenes cada año. dTMS profunda ha mostrado resultados prometedores en personas que sufren varias formas de deterioro cognitivo, especialmente cuando se usa con terapias adyuvantes como el entrenamiento cognitivo.

Actualmente se está investigando la efectividad de la EMT en afecciones como el tinnitus (“escuchar” ruidos en los oídos cuando no hay una fuente sonora externa), la enfermedad de Alzheimer, la adicción a los opioides, la esquizofrenia, la rehabilitación después de un derrame cerebral y otros trastornos neurológicos.

Los trastornos neurológicos pudieran parecer aterradores, pero pueden tratarse con la TMS. 

Start typing and press Enter to search